Skip to main content

Donar Sangre, es Donar Vida

donar sangre

El 9 de noviembre fue declarado en Argentina el Día Nacional del Donante Voluntario de Sangre, a través de la ley 25.936, con el objetivo de concienciar a la población sobre la importancia de la donación como una práctica habitual, solidaria y anónima.
El 9 de noviembre del año 1914, en Buenos Aires, el Dr. Luis Agote médico e investigador argentino, logró por primera vez la técnica de transfusión de sangre en el mundo.
En coincidencia con el aniversario de la primera transfusión de sangre realizada en el mundo se festejó el 9 de noviembre en nuestro país el Día Nacional del Donante Voluntario de Sangre.
A cien años del descubrimiento médico argentino Luis Agote, que permitió instalar la transfusión tal como la conocemos hoy, el modelo de la donación de sangre en Argentina todavía es materia pendiente, ya que está sostenido desde la donación de sangre de personas vinculadas con los receptores, por lo general familiares y amigos, en lugar de estarlo desde una comunidad concienciada de las necesidades de solidaridad que tenemos todos. Desde hace alrededor de 10 años se está trabajando para cambiar el modelo y aumentar la cantidad de donantes voluntarios no vinculados, que traería como una de sus ventajas el aumento de la seguridad transfusional.
El modelo de donación altruista y habitual de sangre instalado a nivel mundial, apunta a que la población done sangre en forma repetida, al menos dos veces al año en forma voluntaria y espontánea, generando un stock de hemocomponentes que no deba ser sostenido desde el requerimiento de donantes a los pacientes.
A nivel nacional, la Asociación Argentina de Hemoterapia e Inmunohematología (AAHI) respalda lasnacciones que cada centro de salud implementó para el logro del objetivo descripto, por lo cual en 2009, al igual que se realiza en los organismos supranacionales (OMS-OPS), lanzó su lema “Donar sangre es un factor Re Positivo”.
La donación voluntaria permite que numerosos pacientes salven sus vidas gracias a transfusiones de productos sanguíneos. En este sentido, en Argentina se necesitan 1.500.000 donantes por año. La donación de sangre es un método seguro basado en normas internacionales de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y de la Asociación Americana de Bancos de Sangre.
Puede donar toda persona, entre 18 y 65 años, que pese más de 50 kg. Es fundamental no presentar ni haber padecido ninguna enfermedad transmisible a través de la sangre.
Hay que recordar que no existe sangre artificial, sólo se puede transfundir sangre de humano a humano. Esta puede ser de sangre total, específico de plaquetas o de plasma.